INICIO DE CLASES EN PANDEMIA


HACIA DÓNDE VAMOS?

CÓMO MANEJAREMOS LOS CAMBIOS?

Nuestro mundo ha cambiado. Tristeza, confusión, depresión generalizada, apatía, dolor, incredulidad -entre muchos otros factores- y comenzar clases en línea, debido a la pandemia. 

Sin embargo, hay otros puntos qué analizar que no precisamente nos llevan a la desolación. No! 

Quise saber opiniones diferentes, quise indagar sobre lo que sucede en la cabeza de otras personas. Así, platiqué con varias maestras. Dos de ellas sumamente jóvenes, madres de familia, dedicadas, amantes de su profesión y de los pequeños. 





Los pequeños! Cuánto han pasado ellos por esta situación también? 

* Han dejado de salir

* Han dejado de socializar del modo   que solían hacerlo

* Seguramente se han sentido confundidos

*No han podido jugar con sus amiguitos

*Nada de fiestas de cumpleaños, ni siquiera del propio.

Cuánto hay qué agradecer a estos pequeñines que han colaborado quizá sin entender bien a bien lo que ocurre. 

Yo me he negado siempre, siempre, pese a sentir todas esas cosas raras que nos impone una situación tan diferente a todo lo que antes habíamos vivido, a verlo todo negativo. Hay qué darle la vuelta y ver lo positivo! Claro que hay puntos a favor, aún enmedio de tanto dolor y de tantas pérdidas humanas. (Ojo: pérdidas que hay también por muchas otras causas que sería prolijo mencionar, pero como ejemplo podemos decir que el HAMBRE mata a tantos seres cada año). Y me di cuenta también de que he estado platicando con personas de mi generación, de más de 60 años, que estamos pasmados con todo esto y nos parece un cuento de ficción, porque es algo que jamás imaginamos. 

La sorpresa fue al hablar con estas maestras jóvenes. Una de ellas INCLUSO también es madre de tres niños en edad escolar! Al tiempo que debe dar sus clases, también debe estar pendiente de que sus hijos tomen las suyas. 
Y la visión de un joven es definitivamente OPTIMISTA.  

Clara, la madre de tres, me cuenta que en su caso ha sido muy importante la capacidad de adaptación y el control de sus emociones. Que como todo ser humano, tiene momentos difíciles, pero practica ejercicios de respiración. 

Me dice que en cuanto a la socialización que no tienen los niños, mucho depende de lo que ella como maestra logre transmitirles y pone todo su esfuerzo en ello. Porque sí, a veces ellos tienen ansiedad que manifiestan con enojos o hipersensibilidad. También sabe que con los días, este exceso de sensibilidad irá pasando y se irán adaptando.

Qué tal??? Me puse FELIZ al escuchar esto. 

Y después Annie, que tiene una pequeña pero es aún una bebé, me presenta un panorama similar en donde prevalece el amor a los chiquillos y también la capacidad de adaptación, y me habla de dinámicas nuevas, de hacer las clases un poco más cortas a fin de que los niños se adapten lo mejor posible a todo esto.

Qué sucede?

La juventud tiene una visión diferente de las cosas! Ve más luz en el camino. Tienen muchos años por delante para reponerse de todo lo que esto está significando. Salen adelante con las herramientas que hay a la mano, y sobre todo CON MUCHO AMOR Y ENTUSIASMO.

Nosotras las personas mayores, descubrimos que

* La FAMILIA es lo más importante!

*Que no necesitamos tanto de viajar.

*Que el hogar es para vivir en familia y disfrutar cada día.

*Que no nos morimos si no vamos a los centros comerciales

*Que LA SALUD no tiene precio. 


Y tantas cosas más! 

Que, aunque veamos de repente un panorama inaudito, hay qué seguir viviendo! Sí, adaptándonos a todo, de la manera que los jóvenes nos enseñan. Que hay qué encontrar coincidencias en el pensar de ellos y el nuestro y sacar lo positivo de todo. Que el AMOR es lo más importante.
Que queremos APRENDER DE TODO ESTO, EL APRENDIZAJE NO TIENE EDAD.


Entonces, y tal cual es la visión de este blog,

A VIVIR! A VIVIR, VIVIENDO.🌹











 













































 





Comentarios

Entradas más populares de este blog

Me presento, mucho gusto!

LA PANDEMIA, TÚ Y YO

LA HISTORIA DE JULIO